Páginas vistas en total

lunes, 22 de julio de 2013

Las mujeres en la arquitectura

Teatro de Estonia, Tallín realizado por Wivi Lönn y Armas Lindgren


Desde hace siglos y gracias a todas las documentos que se han preservado, se conoce el rol de la mujer en la arquitectura, sea como profesional (o amateurs), educadores o clientes. En 1875 la arquitectura se convirtió en una profesión organizada, y, en aquellos tiempos el número de mujeres en la arquitectura ha sido relativamente baja. A partir del siglo XIX ciertas escuelas de arquitectura de Europa comenzaron a admitir a las mujeres en sus programas de estudio. Solo en los últimos años las mujeres han comenzado a lograr un mayor reconocimiento con varios participantes destacados, entre ellos dos ganadores Pritzker desde el cambio del milenio. Sin embargo, y a pesar de que aproximadamente el 40% de los diplomados de arquitectura en el mundo occidental son mujeres, no más del 12% practica la profesión como autorizado o registrado arquitecto.

Dos mujeres europeas se destacan de entre muchas, jugando un papel importante en la arquitectura, el diseño o el desarrollo de edificios de construcción. En Francia, Katherine Briçonnet (1494 - 1526) influyó en el disño del Château de Chennonceau en el Valle del Loire, la supervisión de los trabajos de construcción entre 1513 y 1521 y de tomar importantes decisiones arquitectónicas, mientras que su marido estaba luchando en las guerras de Italia. En Gran Bretaña hay pruebas de que Lady Elizabeth Wilbraham (1632 - 1705) estudió la obra del arquitecto holandés Pieter Posr, así como la de Palladio en el Véneto. Ha sido presentada como el arquitecto responsable de Wotton House y de muchos otros edificios. Asimismo se ha sugerido que fue la tutora del arquitecto Christopher Wren. A finales del siglo XVIII, otra mujer inglesaMaria Townley (1753 - 1839), bajo la tutela del artista Sir Joshua Reynolds, diseñó varios edificios en Ramsgate, en el sur-este de Inglaterra, incluyendo Townley House, considerada como una joya arquitectónica. 

Otra inglesa, Sophie Grey (1814 - 1871), esposa de Robert Grey, quien resultó ser una ayudante competente , al ayudar a su marido no solo con sus onligaciones administrativas y sociales, sino, sobre todo, con el diseño completo de por lo menos 35 de las iglesias anglicanas sudafricanas realizadas entre 1848 y 1880.

Marie-Joseph Pariseau (1823 - 1902) fue una de las primeras mujeres dedicadas a la arquitectura profesional. En 1856 se mudó a Vancouver, donde diseñó once hospitales, siete academias, cinco escuelas para los hijos de los nativos americanos y dos ofanatos en un área que abarca el actual estado de Washington, el norte de Oregon, Idaho y Montana. 

Louise Blanchard Bethune (1856 - 1913)de Waterloo, Nueva York. En 1876 tomó un trabajo como dibujante en la oficina de Richard A. Waite y Caulkings FW en Buffalo, Nueva York, donde trabajó durante cinco años. En 1881 abrió una oficina independiente asociada a su esposo Robert Berthune en Buffalo, ganándose la reputación de ser la primera arquitecta profesional del país. 


Hill Stead, Farmington, Connecticut (Theodate Papa Riddle)




Otra mujer de éxito fue Mary Colter (1869 - 1958), oriunda de Pittsburgh. Después de estudiar en la Escuela de Diseño de California fue contratada por la empresa Fred Harvey, tanto para completar las tareas de diseño de interiores, para luego asumir proyectos ambiciosos, como el diseño de varios hoteles y posadas históricas. 

Finlandia fue el primer país que permitió a las mujeres realizar estudios arquitectónicos y recibir sus títulos académicos. El registro más antiguo pertenece a Signe Horborg (1862 - 1916), quien asistió al Instituto Politécnico de Helsinki, graduándose en 1890 con un permiso especial. Otras licenciadas en arquitectura en el mismo Instituto en la década de 1880 fueron Inez Holming, Signe Lager Borg, Berta Stollenwald, Stina Östman y Wivi Lönn. Esta última tiene el honor de ser la primera mujer en trabajar en forma independiente como arquitecto en Finlandia. Junto con Armas Lindgren diseño la Nueva Casa del Estudiante en Helsinki (1910) y el Teatro de Estonia en Tallín (1913), antes de diseñar una amplia variedad de edificios, siendo uno de sus últimos trabajos el Observatorio Geofísico Sodankylä (1956). 

Después de FInlandia, también otros países europeos permitieron a las mujeres estudiar arquitectura. En Noruega, la primera mujer en recibirse como arquitecto fue Lila Hansen (1872 - 1962) de la Escuela Real de Diseño. En 1912 estableció su propio estudio, y tuvo un éxito inmediato con con el diseño del complejo residencial en estilo Neobarroco Heftyenterrassen, en Oslo. Diseñó asimismo una serie de grandes villas y alojamiento para mujeres estudiantes. 

La primera mujer en postularse a un estudio de arquitectura en Alemania fue Emilie Winkelmann (1875 - 1951).Estudió arquitectura como estudiante invitada en el Instituto de Tecnología de Hannover, aunque recién le entregaron su diploma en 1909. Trabajó en Berlín y completó unas 30 villas antes del estallido de la guerra. Uno desus edificios más notables es el teatro Tribüne en Charlottenburg, originalmente una escuela para niñas. 

Algunas de las mujeres más importantes dedicadas a dicha profesión se han asociado con los hombres, formando, a menudo una asociación profesional entre ambos. Ya que los hombres suelen ser más conocidos que las mujeres en la profesión se llega a atribuir erroneamente las obras a los hombres. Algunas colaboraciones notables son: 


Sophia Hayden Bennet

  • Aino Alto (1894 - 1949) y Alvar Alto: Después de convertirse en arquitecta en Finlandia se casó con Alvar Alto en 1923 y participó en el diseño de sus edificios, contribuyendo, a menudo al diseño de sus interiores, como en Villa Mairea (1937)
  • Reima y Raili Pietilä: otra pareja finlandesa colaboraron estrechamente en el desarrollo de su estilo modernista temprano
  • En Dinamarca Inger y Johannes Exner formaron una estrecha colaboración de gran éxito, especialmente en la construcción y restauración de varias iglesias
  • La arquitecta y diseñadora francésa Charlotte Perriand (1903 - 1999) estableció una alianza con un ícono de la arquitectura moderna, Le Corbusier, contribuyendo al desarrollo de espacios funcionales, especialmente mediante el diseño de interiores y mobiliario para sus edificios. Después de colaborar con Le Corbusier durante unos 10 años, Perriand dejó su estudio en 1937 para dedicarse al diseño de muebles, a menudo trabajando con Jean Prouvé. La arquitecta portuguesa Maria José Marques da Silva (1914 - 1996) se asoció con su marido David Moreira, completando una serie de edificios importantes en la ciudad de Porto
  • Maria Schwarz (1921): se le recuerda por su asociación con Rudolf Schwarz que ayudó en la reconstrucción de la ciudad de Colonia, en especial sus iglesias, después de la Segunda Guerra Mundial. Después de la muerte de su marido en 1961, Maria continuó dirigiendo la empresa familiar, completando muchos de los proyectos de su marido  en Colonia. 
  • Elizabeth Cerrer (1912 - 2011): tuvo dificultades para encontrar empleo después de su graduación hasta que siguió a su compañero de estudio William Close a Minneapolis. Como marido y mujer crearon su propia empresa en 1938. Fue Elizabeth quien dirigió la empresa en ausencia de su marido durante la Segunda Guerra Mundial y mientras estaba ocupado construyendo el Campus de la Universidad de MinnesotaMarion Griffin (1871 - 1961): de Chicago fue la primera mujer empleada por el arquitecto Frasnk Llooyd Wright. Aunque este último no le dio mucho reconocimiento por sus diseños, ahora se sabe que no solo contribuyó a la obra residencial de su estudio, también hizo mucho para promover sus ideas. En 1911 Marion se casó con Walter Burley Griffin con quien había trabajado en el estudio de Wright. Juntos crearon una asociación muy exitosaen Chicago, en una variedad de proyectos, Australia, en la planificación urbana de Camberra y finalmente en la India.  
 
Aino y Alvar Alto
 
 
Varias mujeres arquitectas han tenido un considerable éxito en los últimos años ganando un amplio reconocimiento por sus logros. En 2004 la arquitectairaquí-británica Zaha Hadid se convirtió en la primera mujer en recibir el Premio Pritzker. Entre sus muchos proyectos se hizo mención especial al Centro de Arte Contemporáneo Rosenthal en Cincinnati y el edificio central de BMW en Leipzig. Desde 2004 tiene completado muchas otras obras notables como el Guangzhou Opera House (China) y el Centro Acuático de Londres para los Juegos Olímpicos de verano 2012.
 
En 2007 Anna Heringer (1977, Alemania) ganó el premio Aga Khan de Arquitectura por su  Escuela de Artisanía METi, construida con bambú, y otra en Rudrapur Bangladesh. Un ejemplo de la arquitectura sostenible, el proyecto fue elogiado no solo por su enfoque sencillo, humano y de belleza, sino también por el nivel de cooperación alcanzado entre los arquitectos, artesanos, clientes y usuarios. 
 
Aunque hasta hace poco sus contribuciones han sido en gran parte desapercibidos, las mujeres han tenido una enorme influencia en la arquitectura durante el último siglo. Era Susan Lawrence Dana, heredera de una fortuna minera, que en 1902 optó por tener su casa en Springfield, Illinois, diseñado por Frank Lloyd Wright. Las mujeres también han jugado un papel clave en la conservación del patrimonio histórico a través de distintas organizaciones. Estudios recientes también muestran que a partir de la década de 1980, las mujeres como amas de casa y consumidoras fueron importantes en traer nuevos enfoques para diseño, sobre todo de interiores, logrando una conjunción de la arquitectura con el espacio. 
 
No es fácil encontrar estadísticas fiables sobre el lugar de las mujeres en la arquitectura de todo el mundo. Algunos de los datos más interesantes son: 

En 2010 una encuesta realizada por el Consejo de Arquitectos de Europa en 33 países encontró que había 524.000 arquitectos, de los cuales un 31% son mujeres. Sin embargo, las proporciones difieren mucho de un país a otro. Los países con la mayor proporción de mujeres arquitectas fueron Grecia (57%), Croacia (56%), Bulgaria (50%), Eslovenia (50%) y Suecia (49%), mientras que los que tienen los más bajos fueron Eslovaquia (15%), Austria (16%), los Países Bajos (19%), Alemania (21%) y Bélgica (24%). Más de 200.000 de los arquitectos  se encuentran en Italia o Alemania, donde la proporción de mujeres es de 30% y 21% respectivamente. 
 
 
 
Zaha Hadid: Guangzhou Opera House, China


 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario