Páginas vistas en total

domingo, 23 de septiembre de 2012

Villa Tugendhat


En 1928, mientras se estaba preparando el proyecto para la Exposición Internacional de Barcelona, Mies recibió un nuevo encargo de considerable importancia. Fritz y Grete Tugendhat, un matrimonio de industriales acomodados tenía el deseo de construirse una mansión sobre un terreno, en la capital morava Brno.

Brno era en aquella época uno de los centros de la arquitectura moderna, el hecho de que los Tugenhat se dirigieran a Mies se debe a la inclinación que sentían por la cultura alemana. Grete Tugendhat había vivido algunos años en Berlín y frecuentaba la casa Perls, proyectada por Mies van der Rohe, lo que la llevó a seguir de cerca la evolución artística del arquitecto.En los años 1928 y 1929 Mies realizó los dibujos técnicos de la casa, que se comenzaría a construir en 1929.

Si el pabellón alemán había encontrado un reconocimiento unánime por parte de la prensa, en el caso de la Mansión Tugendhat las opiniones eran dispares. por el contrario, el juicio de lios representantes marxistas de la arquitectura moderna era cualquier cosa menos entusiasta, ya que en la mansión veían una traición a los principios básicos del Movimiento Moderno, en cuanto a la rentabilidad, los costos y las dimensiones, lo que contribuyó a que se planteara la cuestión sobre las premisas que habían de fundamentar la arquitectura moderna. La mansión fue habitada por los Tugendhat poco más de siete años, ya que en 1938, con la entrada al poder de los nacionalsocialistas decidieron emigrar. 

Muy pocos monumentos de la arquitectura moderna tienen tan asegurado su futuro como la Villa Tugendhat, ya que está protegida contra la interferencia inadecuada por su condición de monumento cultural nacional, y también ha sido propuesto en la UNESCO en vista del Patrimonio Cultural Nacional e Internacional. 

La amplia renovación de la Villa Tugendhat fue la intervención más grande de la historia de este monumento arquitectónico moderno. El proceso de reconstrucción incluyó no solo la reparación del edificio, sino también de los interiores y del jardín. El primer arreglo crucial de la villa se realizó entre los años 1981 a 1985. Los trabajos de restauración comenzaron en 2010, y los turistas aficionados a la arquitectura moderna podrán visitar este monumento desde el 3 de marzo del 2012.




La villa Tugendhat es una obra única de la arquitectura funcionalista de la época de entreguerras. El autor del proyecto fue el arquitecto alemán Ludwig Mies van der Rohe, que la diseñó en 1928 para la familia del dueño de la fábrica de textiles Fritz Tugendhat. La villa fue construida en dos años. 

La villa Tugendhat fue para su época una obra revolucionaria, en la cual Mies van der Rohe consiguió usar materiales de muy buena calidad y tecnología moderna de principios del siglo XX. Desde Julio de 1994 es administrada por el Museo de la Ciudad de Brno, que la abrió al público. Desde agosto de 1995 la villa se convirtió en Patrimonio Cultural Nacional y en diciembre del 2001 fue inscrita en la lista del Patrimonio Cultural de la Humanidad de la UNESCO. En esta villa, además de otros, fue firmado el acuerdo de división de Checoslovaquia en el verano de 1992.

Al igual que en Barcelona, Mies empleó el mismo principio de planta libre y espacio fluido , junto a los soportales cruciformes y cromados utilizó las pantallas de piedras preciosas, como un bloque de ónix hasta el techo, que se extendía a lo largo de la mansión y separaba la zona de trabajo de la sala de estar, así como un tabique semicircular revestido de madera de ébano que preservaba la zona del comedor del espacio restante. Otros elementos adicionales, como cortinas de seda en tonos suaves y muebles, diseñados en su totalidad por Mies, en colaboración con Lilly Reich, contribuyeron además, a distribuir la zona principal de la estancia polivalente.




La idea de una relación visual entre el espacio interior y el exterior siguió persiguiendo a Mies en este proyecto. La zona principal de la estancia plurifuncional de la mansión se abre a la parte de la pendiente a través de unas cristaleras panorámicas inmensas a la altura del techo otorgándole el carácter de terraza. Esta impresión se verá reforzada por dos ventanas que, mediante un dispositivo eléctrico, se hunden por completo en el suelo. De esta manera se confunden el espacio interior y el paisaje, una impresión que acompaña al visitante continuamente, a pesar de su tamaño y su íntimo carácter.

La pareja Tugendhat requirió a Mies los planos de amoblamiento de la casa a finales de 1929, que en realidad no eran del trabajo del arquitecto. Sin embargo les diseñó algunos muebles básicos y arregló aquellos cuyo uso y ubicación  son definidos por la apariencia interior arquitectónica. Esto incluye, por ejemplo, la famosa silla Brno o los empotrados e independientes armarios de las habitaciones encontrados en el piso superior y los del dormitorio principal, el sofá de cuatro piezas con la mesa puente enchapada en ébano, las sillas de tipo Brno hechas de tubos curvos de acero cromado en la biblioteca, y la extensa mesa del comedor sobre una pierna de acero fijada en una cruz perfilada.

Los muebles generalmente eran ubicados sobre alfombras blancas o grisáceas, algunas ya eran propiedad de la famila, pero, en la gran mayoría se trata de adquisiciones nuevas, acorde a los diseños de uno de los diseñadores de interiores. 

Con respecto a la ubicación del terraplén, el edificio está protegido por una pared maciza de concreto en la línea de construcción. El esqueleto de la obra, con excepción del frente y las secciones externas de extensión de mantenimiento con el garage, consiste en un armazón de acero cromado, la estructura de los paños de vidrio, las barandas, puertas y ventanas y la misma escalera del sótano se las materializaron en acero inoxidable. 

Los suelos están cubiertos de baldosas cuadradas de suaves colores que también componen la entrada. Las escaleras exteriores están revestidas de travertino de distintos tipos y colores. El área principal y el área social están divididos por tabiques de cinco piezas realizados en ónix amarillo-miel con vetas blancas, parcialmente traslucido con la luz directa, y la pared semicircular por encima de 12 piezas, con un diámetro de 6,90 metros. La estructura está formada por pequeños pilares metálicos cruciformes de liberan el área de la planta.











No hay comentarios:

Publicar un comentario